Mira que eres canalla.

Paro y pienso en ti: es una tontería como verla a la cara después de todas las palabras horribles que le dije, como mirarla de nuevo sin sentir vergüenza. 
Avanzo de nuevo esperándola encontrar y paro de nuevo.- Que locura la mía  ¿Que le voy a decir? Como sino fuera suficiente con los mil "lo siento", "me equivoque , "perdón". Ella ya no me cree.
Todo esta situación es un circulo vicioso que quiero romper.

Hasta creo que me ha dado todo este tiempo para penzarlo, igual que en otras ocaciones se aleja y espera a que yo me tranquilice. Funciona muy bien su prudencia me sorprende: no se exalta, no dice mucho. Pero esta vez lleve todo esto al limite. 

Y todo por no comprender que ella tiene su propia forma de amar, de querer... 

Si todo esto es una pendejada mía. Se que llegue muy lejos esta vez. 
Y si sigo dejando que tiempo pase me convertire en esas personas horribles que me dejaron sin decir nada y sin motivos aparentes. 
No invertiré los papeles.





Mira que eres canalla,
eso no se hace a quien te quiere bien. 
No te lo pienses dos veces,
haz lo que te pida el alma,
puede que cambie tu suerte,
mira que eres canalla.
Publicar un comentario